Hay dos factores importantes que influyen en la precisión de los datos que te da Ava:

1. Cuánto duermes: necesitas al menos cuatro horas de sueño para que haya suficientes datos que introducir al algoritmo para hacer predicciones precisas.

2. Lo regular que es tu horario de sueño: tus datos serán más precisos si todos los días te vas a dormir y despiertas alrededor de la misma hora.

No hace falta que sea perfecto ni exactamente la misma hora todos los días pero si, por ejemplo, trabajas de noche un par de noches a la semana y duermes a horas más corrientes el resto de la semana, esto podría influir en tus datos.