Todas nuestras materias primas son de grado médico y biocompatibles, por lo tanto, no dañinas para la piel humana. El dispositivo Ava en su totalidad, incluídos los pigmentos de color y el revestimiento, han pasado la prueba de citotoxicidad, lo que significa que los materiales utilizados no son tóxicos de ningún modo.

  • Carcasa del sensor de Ava: plástico de grado médico con recubrimiento de color
  • Correa: TPE de grado médico con pigmentos de color.
  • Hebilla: acero inoxidable de grado quirúrgico con recubrimiento de color
  • Tornillos: acero inoxidable de grado quirúrgico**
  • Electrodos (piezas circulares metálicas en la parte inferior de la cápsula): acero inoxidable de grado quirúrgico**

**El acero inoxidable de grado quirúrgico contiene 10-15% de níquel.

Ava está libre de BPA y PVC.